LAS FRASES DE MICHAEL JORDAN: LA MENTE DE UNA LEYENDA

¿Que convirtió a  Michael Jeffrey Jordan  en «Air Jordan»? Uno de sus aspectos fundamentales fue su fortaleza mental y su filosofía de trabajo. Las frases de Michael Jordan mostramos a continuación son la muestra del camino a seguir para ser un Gran jugador.

Seguramente alguna vez en la vida de un jugador de baloncesto se ha querido tener las habilidades de Jordan. También se ha querido emular sus movimientos, como su tiro en suspensión o rectificados.  Nos  podemos plantear varias cuestiones como esta mega estrella llego donde llego.  ¿Se unieron los astros para darle un talento inhumano? ¿Trabajo duro y constante?   

La primera no lo sabremos nunca, la segunda sabemos que era un jugador incansable en su trabajo. Pero hay un aspecto clave: su Mentalidad. 

La mentalidad es clave para tener una buena actitud para trabajar y para mantener tus valores como persona intactos.  Como dirían los tenistas, tu dialogo interno es fundamental para conseguir que tu juego fluya. ¿Creéis que las frases de Michael Jordan le daban las fuerzas para ser constante en el trabajo?  Valorarlo vosotros mismos. 

«El talento gana partidos, pero el trabajo en equipo y la inteligencia ganan campeonatos». Esta frase dice mucho de la conciencia de su talento para ser determinante. Aunque sus habilidades únicas necesitan de un establecimiento de roles en el equipo y una estrategia acertada.

«Yo puedo aceptar un fallo. Cualquiera puede fallar. Pero no puedo aceptar el no intentarlo.» Jordan con estas palabras nos muestra su gran tolerancia a la frustración. Este aspecto mental hace que un jugador con habilidades y talento incremente su rendimiento exponencialmente.  Cuantas veces habéis visto un buen jugador hundirse tras fallar una entrada clara. Estos errores hacen que ya no este preparado para el partido. Su frustración provoca el que bajé los brazos, no siga trabajando igual, en consecuencia  baje su nivel de juego. En definitiva, esta frase nos da la perspectiva necesaria para no parar de trabajar sabiendo que el error es parte del proceso. 

«Debes esperar cosas de ti mismo antes de que las puedas hacer.»   Uno de sus mejores armas era su auto-confianza, el saber que gracias a su trabajo lo podra conseguir. Cuantas veces te has dicho «esto es imposible» o «no lo puedo hacer» antes de intentarlo varias veces. Con esta frase de Michael Jordan nos muestra un camino hacia nuestra propia auto-confianza para poder llegar a conseguir cosas. 

«He fallado más de 9000 tiros en mi carrera. He perdido casi 300 partidos. 26 veces han confiado en mí para tomar el tiro que ganaba el partido y lo he fallado. He fracasado una y otra vez en mi vida y eso es por lo que tengo éxito.»   ¿Quien  no ha escuchado esta frase? Seguro que es una de las frases de Michael Jordan  más míticas. La mayoría de amantes del baloncesto alguna vez la ha leído o escuchado.  Este desglose de fallos que nos cita Jordan es la prueba fehaciente que hasta el mejor jugador de todos los tiempos ha fallado mucho para poder llegar a ser un campeón. La Moraleja es no dejes de fallar con un objetivo en mente, porque en ese proceso tendrás éxito.

«Nunca he pensado en las consecuencias de fallar un gran tiro… cuando se piensa en las consecuencias, se está pensando en un resultado negativo.» Otro aspecto importante para poder tener éxito es no tener miedo. Esta afirmación nos muestra que los pensamientos negativos deben estar fuera de nuestro dialogo interno, porque si piensas en el fallo seguramente conseguirás un pensamiento negativo. Como diría Bruce Lee, «abre tu mente» y fluye, solo piensa en instrucciones claras y ten pensamientos positivos.

«Paso a paso. No concibo ninguna otra manera para lograr las cosas.»  Se nos ocurren varias lecturas sobre esta frase. La primera es si quieres conseguir algo ves paso a paso no vueles en tu imaginación y planifica tu evolución. Otra lectura es se realista con tus habilidades. Por ejemplo si no dominas el tiro a media distancia, no trabajes el tiro de tres. Por último, como entrenador, padre o responsable del jugador, no reclames que este tenga unas habilidades que no tiene. No enfoques las corecciones o las charlas en el fallo.  focaliza la atención en que y como se ha de trabajar en un periodo de tiempo concreto, y así redirigir la evolución. 

«Siempre he creído que si trabajas, los resultados llegarán. No hago las cosas a medias, porqué sé que si lo hago entonces solo puedo esperar resultados a mediocres» Cuantas veces hemos visto que lo jugadores bajan el listón de trabajo. Relajados por la poca exigencia de la competición o la lejanía de la competición. En esto estamos en total acuerdo que si trabajas a medio gas tendrás resultados de poca cilindrada. 

«Mi actitud es tal que, si me empujas hacia algo que piensas que es una debilidad, entonces daré vuelta esa debilidad y la convertiré en una fortaleza.» Esta actitud tan combativa y poco derrotista es la que hacia mejorar año tras año a Jordan. El año de instituto que estuvo apartado del equipo por su «poca altura» lo hizo más fuerte y no paro de entrenar buscando recursos para superar esta teórica desventaja. Cada año que fallaba en algo, lo entrenaba en el verano siguiente para no cometer el mismo error. Esta actitud titánica lo convirtió en leyenda. Porqué esta misma le hacia creer en el mismo, su auto-confianza no se respaldaba en la arrogancia o el narcisismo ególatra, se cimentaba en el trabajo duro y el sentirse preparado para ese momento especifico.

 «Algunas personas quieren que algo ocurra, otras sueñan con que pasará, otras hacen que suceda.» Palabras que llevan a la reflexión. Cuantas veces nos  hemos dicho, «Ojalá pudiera…» o   «sueño en ser…».  Los grandes jugadores no esperan a ver que pasa. En el caso de Jordan buscaba la responsabilidad tener el control  de la situación. Por eso siempre que tenia el balón podía suceder cualquier mágica. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *